Inicio de sesión
Comunicación

​​

Crue-Docencia, foro para consensuar los programas de la Universidad del siglo XXI en la UNED

DSC_4347.JPGMadrid, 4 de diciembre de 2019. La UNED ha sido anfitriona de las jornadas de trabajo de Crue-Docencia, la sección de Crue Universidades Españolas encargada de regular los programas de formación superior en las universidades españolas. En este caso se trataba de consensuar el documento que guiará la programación de grados, másteres y posgrados en todos los centros, sean públicos o privados y que será la base a negociar con los interlocutores del gobierno que se establezca para la actual y para futuras legislaturas.

En la mesa de clausura se repasaron algunos de los aspectos en los que se incidió durante las sesiones de trabajo y se agradecieron las aportaciones de los participantes y la acogida por parte de la UNED. En ella participaron el rector de la UNED, Ricardo Mairal, que presidió el acto, flanqueado por Amelia Díaz, secretaria ejecutiva de CRUE-Docencia y vicerrectora de la U. de Barcelona; José Carlos Gómez, presiente de la CRUE y rector de la U. de Córdoba; Ángel Pazos, presidente de CRUE -Docencia y rector de la U. de Cantabria y Victoria Otero, vocal de CRUE-Docencia y vicerrectora de la U de Santiago de Compostela.

En las sesiones de trabajo se analizaron todos los aspectos que durante los próximos años incidirán en la programación de los estudios universitarios. El objetivo perseguido era elaborar un documento consensuado por el que la formación superior dotase de idéntica capacitación a todos los estudiantes de la universidad española, independientemente de su origen territorial o de que el centro elegido sea público o privado. Y hacerlo abandonando las perspectivas de liberalización total de los títulos o la absoluta rigidez de los programas, posiciones extremas que no mantuvieron grandes apoyos. El documento servirá pues para marcar un camino, unos límites, con el suficiente grado de ambigüedad y capacidad de maniobra, para que la decisión final recaiga siempre en el Consejo de Universidades.

Se abordaron aspectos como la duración de los planes de estudios de grado y posgrado, tengan 180 o 240 créditos o pertenezcan a aquellos sujetos a directiva comunitarias que obligan a 300 ó 360 créditos; la simplificación de los procedimientos de los sistemas de verificación, seguimiento y renovación de la acreditación de los títulos, tanto para la agencia estatal ANECA como en lo que respecta a los servicios competentes de las Comunidades Autónomas. Y las dobles titulaciones; los títulos universitarios conjuntos; las menciones al Graduado dual y Máster dual, con su correspondiente especificación de sistema de prácticas.

Además se revisaron las previsiones de nuevos programas integrados en Ingeniería y Arquitectura y se esbozó un horizonte innovador con los denominados Itinerarios Abiertos que da la posibilidad al estudiante de cursar asignaturas de dos o más títulos universitarios oficiales de grado de la misma rama de conocimiento, con determinadas condiciones, como que supere la nota mínima de acceso en cada una de las áreas elegidas.

El presidente de Crue Universidades Españolas recordó a los presentes que “se está hablando y trabajando en una nueva Ley de Universidades que crea muchas expectativas y esperanzas", para la que la comunidad universitaria debe tener una "actitud activa". "Igual no queremos redactactarla, pero sí sabemos qué ley queremos​ y sabemos que no sólo ha de servir para resolver los p​roblemas que ahora tenemos, sino que ha de orientarse al futuro”, dijo.

Además, Gómez Villamandos anunció la puesta en marcha del foro Universidad 2030, “que estará en marcha allá hacia el mes de abril” y servirá para poner en común lo que la universidad tiene, lo que quiere y lo que ha de hacer para construir la Universidad del siglo XXI.

Ricardo Mairal, por su parte, agradeció a Crue-Docencia la confianza depositada en la UNED para albergar estas sesiones de trabajo, que definió como "muy fructíferas", dado que su agenda es una "apuesta fuerte por la oferta académica" y articula las "condiciones idóneas" para que los estudiantes sean competitivos en el mercado laboral internacional presente y futuro. "Es una cuestión absolutamente fundamental para nosotros, que estamos unidos por la misma intención : el compromiso de innovar para hacer mejor la Universidad”, concluyó.